La ÚltimaTu Pueblo

¡Oh!, ¿Y ahora quién podrá ayudarnos?

Esa es la preocupación que expresan vendedores que durante años han llevado el sustento de sus familias gracias a sus ventas en los alrededores de la Puerta del Diablo.

#ElPuebloSV #LaNoticiaConVos

Por: Ada Guillén

Siempre se ha dicho que nuestro país está muy atrás dentro de los avances tecnológicos que el mundo ofrece, ésta es la razón por la que nuestro gobierno, por medio de sus diferentes entidades, ha buscado en los últimos años realizar gestiones de modernización. Tal es el caso de la recién estrenada obra El Paso del Jaguar, anteriormente conocido como Rancho Navarra.

Esta vez le corresponde el turno al parque conocido hasta hoy como La Puerta del Diablo, esto viene después de la polémica generada a raíz del intento que se hizo por cambiarle el nombre a Puerta de Dios, en 2017. Además del descontento de lugareños y comerciantes de la zona, cuando se anunció que el Instituto Salvadoreño de Turismo (ISTU), quería cobrar un dólar por el ingreso.

Tras la postura de diversos grupos ante el nombre y lo que representa para El Salvador, ahora parece una decisión tomada, realizar una remodelación que permita mayor auge de turismo en la zona, lo que se pensaría, vendría a beneficiar a los comerciantes, pero esto parece no ser del todo cierto, los lugareños y vendedores reclaman, cómo harán para mantener sus hogares durante el cierre de la Puerta del Diablo, mientras se realizan los trabajos correspondientes.

Para hacerse escuchar optaron por manifestarse, en forma de protesta para que el gobierno también piense en ellos y busquen una manera de ayudarles y no dejarlos en el aire durante el tiempo que se necesita para que vuelva a su funcionamiento.

El tema de la remodelación en la “Puerta del Diablo” está generando polémica entre funcionarias por que los vendedores tienen el apoyo de la diputada de ARENA, Margarita de Escobar, que pide a las autoridades del Ministerio de Turismo, suspenda el inició de estas obras de remodelación hasta el próximo mes de enero.

“Señor ministro de Turismo por favor no cierren el trabajo de las mujeres en la Puerta del Diablo, la modernización va de la mano con la justicia y proteger un bien cultural”, dijo Escobar.

Al respecto de esto la directora ejecutiva del ISTU, Licda. Dolores Henríquez de Funes dijo que “Los arrendatarios no se oponen, ellos quieren que les apoyemos, como ISTU, les garantizamos que los puestos van a estar ahí, no es como dice la diputada Margarita de Escobar que los estamos quitando su medio de trabajo”.

 

0
Etiquetas

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close
Ir a la barra de herramientas